Follow by Email

8 jun. 2013

Cremas solares

Fuente: medicalpress.com



Con el verano a la vuelta de la esquina, una empieza a ver con cierta preocupación cómo proliferan las gambas humanas en la ciudad un año más. Las quemaduras solares, especialmente las que se producen en la infancia, doblan el riesgo de padecer un melanoma en el futuro y algo tan simple como una crema solar es suficiente para protegernos con cabeza.



El IPS (Índice de Protección Solar)
El IPS es el factor que mide la protección que la crema ofrece frente a los UVB (no significa que no proteja frente a los UVA, sino que la cifra no cuantifica la protección frente a UVA, puesto que desde un punto de vista sanitario el mayor riesgo de melanomas se produce por los UVB).

Para entender qué indica el IPS, primero debemos conocer el concepto de Dosis Eritematosa Mínima (DEM) o tiempo de exposición a rayos UVB mínima que produce enrojecimiento cutáneo, que es muy variable entre persona y persona. El IPS determina por cuántas veces se multiplica la DEM al aplicarse la crema solar. Es decir, si yo tardo 10 minutos en ponerme roja al sol (DEM=10) y me pongo una crema de IPS 30, podré prolongar mi tiempo de exposición al sol hasta 300 minutos sin quemarme.

Solo los productos con un IPS menor de 15 no son capaces de reducir el riesgo de cáncer de piel y, por lo tanto, no deberían ser cualificados como fotoprotectores. Por otro lado, no está demostrado que los que tienen un factor mayor de 50 ofrezcan más protección.

¿Puedo ponerme moreno si utilizo una crema solar?

Que usemos crema solar no significa que no nos alcancen los UVA y los UVB, la protección no es perfecta. Además la protección que ofrecen la mayoría de cremas no está muy centrada en los UVA, que también broncean, aunque de modo distinto que los UVB (como explicábamos en este artículo). En principio, la mayoría de productos ofrecen una relación de protección 3/1, es decir, que si tienen un IPS de 30 para UVB, el de UVA se encuentra alrededor de 10. Para protecciones mayores frente a UVA hay que buscar cremas que indiquen en el etiquetado que cumplen el Estándar Australiano, que es el único que controla correctamente la protección frente a UVA.

¿Tendré suficiente vitamina D si me pongo crema?
Como muchos sabéis, la vitamina D se adquiere mayoritariamente gracias a la transformación de colesterol y otras moléculas en vitamina D activa gracias a la acción de los rayos UVB (pero no de los UVA). Si ponemos un filtro que elimine gran parte de los rayos UVB la cantidad de vitamina D se reduce drásticamente. A mayor IPS y cantidad de crema, menor es la concentración de vitamina D en sangre.

Por este motivo, la OMS y algunas sociedades médicas están planteando cambios con respecto a los consejos de fotoprotección, y recomiendan la exposición sin cremas solares durante 10-15 minutos al día, evitando las horas de máxima intensidad solar.

Fuentes:
  • Faurschou, A et al. "The relation between sunscreen layer thickness and vitamin D production after ultraviolet B exposure: a randomized clinical trial." British Journal of Dermatology. 2012 Aug;167(2)

No hay comentarios:

Publicar un comentario