Follow by Email

20 may. 2012

Adelgazando con solitarias

Ya que se acerca el verano y se ha abierto la veda de la operación bikini, hoy vamos a hablar de una peculiar manera de perder esos kilos de más, pero lo haremos a mi manera para que esto no parezca un blog de belleza. He escuchado todo tipo de dietas y métodos para adelgazar, pero creo que el que se lleva la palma, tanto por surrealista como por asqueroso, es ingerir platelmintos (gusanos planos).

Los platelmintos más utilizados son la Taenia y solium Taenia saginatum (solitarias para los amigos), pero también pueden usarse Taenia asiatica, Diphyllobothrium, Hymenolepis, Dipylidium caninum, Echinococcus, Spirometra o Taenia multiceps (en la variedad está el gusto). Estos gusanos se enganchan a la mucosa del intestino a través de cuatro ventosas y una doble corona de ganchos situados en la cabeza, llamada escólex, y se nutren de lo que la persona va ingiriendo.

Escólex de la tenia (Fuente: Wikipedia)

¿De verdad funciona?

La infección por solitarias hace que se pierda entre medio y un kilo de peso a la semana, cosa muy tentadora para quien quiere perder peso sin ningún tipo de sacrificio (salvo el de saber que te estas comiendo a esta "encantadora" criatura). En teoría, una vez se consigue llegar al peso deseado, se toma una pauta de praziquantel o albendazol (antiparasitarios eficaces contra las tenias) y se expulsa el parásito muerto. Vale la pena mencionar que la mayor parte del peso no se pierde porque la tenia consuma lo que nos llega al intestino (por mucho que mida 3 o 4 metros, no deja de ser un gusano plano con unas necesidades metabólicas limitadas), sino porque tenemos una infección y, como ocurre en otras muchas enfermedades, el cuerpo aumenta su metabolismo.

Hasta aquí he contado la parte bonita del método (si es que la tiene...). Entonces, ¿qué problemas conlleva y porque las autoridades sanitarias lo rechazan contundentemente?

El problema es que la solitaria tiene un doble ciclo vital. La forma de contagio que acabo de explicar se debe a que se ingieren tenias en fase larvaria (que es como se encuentran en la carne de cerdo infectada, formando quistes). Estas larvas crecen en el intestino humano y se convierten en adultas que dan origen a huevos que expulsamos a través de las heces. En este caso, los efectos secundarios no son demasiado vistosos (dolor abdominal, diarrea, anemia, fiebre, hinchazón de vientre por acumulación de líquidos, ...).

Cisticercosis cerebral
El problema viene cuando se ingieren los huevos que pone la tenia adulta, ya que estos huevos contienen un embrión que, una vez que sale del huevo en el aparato digestivo, es capaz de atravesar la pared del intestino y migrar enquistándose en algunos tejidos, como el músculo, la retina o el sistema nervioso central  provocando una grave enfermedad llamada cisticercosis (esta forma afortunadamente se ve mucho más en animales, siendo muy poco frecuente en humanos). Si los tejidos infectados con estos quistes son consumidos, volvemos a encontrarnos con que los quistes se convierten en tenias adultas en el intestino.

Si aún queda algún lector que ha entrado motivado por la idea de encontrar aquí su dieta milagro (que por lo que he podido ver es un tema bastante preguntado en foros tanto de dudosa como de intachable reputación) mi consejo final sería que realmente es complicado saber a ciencia cierta si lo que te venden de manera ilegal son larvas enquistadas o huevos de tenia, es como jugar a la ruleta rusa. Y además el hecho de tener una tenia en el intestino te convierte en una fuente de emisión continua de huevos, siendo un peligro de salud pública tanto para ti mismo como para las personas que te rodean (por mucho que se extreme la higiene).



6 comentarios:

  1. Excelente artículo, muy bien redactado además.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. a mi me sirvio mucho y como tu dices muy bien redactado

      Eliminar
  2. Me alegra que te haya gustado. Gracias.

    ResponderEliminar
  3. muy ben articulo, me gusto muy util redactado me ayudo en mi trabajo de la universidad

    ResponderEliminar
  4. Hace años (unos 24), apareció un metodo de adelgazamiento misterioso, por el que se peridian 30 y 40 kilos en poco tiempo. Vivo en una ciudad pequeña, donde todo se sabe... y algunas de las personas que conozco se sometieron a él. Al pricipio del tratamiento les daban unas pastillas, de las que se desconocía su composición,y otras al final.
    Mi hija nació por aquelllos días, y a partir del primer mes empezo a tener diarreas y a regurgitar la comida continuamente. a partir del cuarto mes apenas cogía peso, pese a que ya le habían pasado a la aliemtacion solida y comía como "una lima".Yo misma, y pese a estar ya bastante "flacucha", me encontré en la misma situación, y os puedo asegurar que nunca en mi vida había comido tanto y tenido tanto apetito. No voy a contaros por lo que me hicieron pasar pediatras y médicos de cabecera, por que no viene al caso, hasta descubrir lo que teníamos. ¡"GIARDIAS".! A partir de entonces se detectaron tantos casos que el pediatra hablaba de epidemia.
    Estoy segura de que aquel metodo de adelgazamiento consistía en dar alos "pacientes" el bichito... y después el medicamento curativo, lo que no evitó que , entre medias, lo propagasen por todas partes.

    ResponderEliminar
  5. que locura , lo acabo de ver en 1000 maneras de morir...todos los días se aprende algo....

    ResponderEliminar